11 septiembre de 2020

Hola espectador,

 
Ninguno de nosotros y nosotras vivimos para sí mismo ni muere para sí mismo. Si vivimos, para el Señor vivimos; y si morimos, para el Señor morimos. De manera que, tanto en la vida como en la muerte, del Señor somos. Para eso murió Cristo y volvió a la vida: para ser Señor tanto de los muertos como de los vivos. (Romanos 14: 7-9) DHH)




21 En aquel tiempo se adelantó Pedro y preguntó a Jesús: “Señor, ¿cuántas veces deberé perdonar a mi hermano, si me hace algo malo? ¿Hasta siete?” 22 Jesús le contestó: “No te digo hasta siete veces, sino hasta setenta veces siete. (Mateo 18: 21-22) (DHH)
El domingo pasado, 6 de septiembre, en la misa de la 1:30 p.m., el tema del amor, perdón y reconciliación fueron presentadas en ambas lecturas de Pablo en Romanos 13: 8-10 y en las palabras de Jesús en su discurso conocido como el “Sermón de la Comunidad” en Mateo 18: 15-20. 
 
El tema de perdón y reconciliación continua en las lecturas de este domingo, 13 de septiembre, misa de la 1:30 p.m. mientras seguimos con la carta de Pablo hacia los romanos 14: 7-9 y el “Sermón de la Comunidad” en el Santo Evangelio de San Mateo 18: 21-35.
 
Pablo invita a los romanos a que transformen la manera en que los individuos como la comunidad piensan sobre ¿cómo son? y ¿de quién son? Pues, como se escribió la semana pasada, una mente dispuesta de cambiar la manera en que piensa, es una vida que tiene la capacidad de transformarse. Pablo deja en claro que nuestro enfoque debe de estar en Cristo Jesús la cual nos ayuda enfocarnos en las necesidades de nuestros hermanos y hermanas, así como Jesús se enfocó en la humanidad.
 
El Santo Evangelio nos presenta una situación en que Pedro se adelante y le pregunta a Jesús ¿cuántas veces debo de perdonar a mi hermano (o hermana)? Pero su pregunta no termina allí. Pedro actualmente ofrece el numero “siete”, estableciendo un limite de las veces que tiene que perdonar al hermano (o hermana). El número siete que menciona Pedro puede hacer referencia hacia la obligación religiosa de los judíos. Pero Jesús responde en tal manera que deja a Pedro saber que el perdón y la reconciliación no están sujetos a los límites de la obligación religiosa.
 
Jesús ofrece otra cifra, “setenta veces siete” (70x7) la cual indica que no existe un numero que limita las veces que debemos de perdonar. Y para clarificar su punto, Jesús ofrece una parábola en que un Rey perdona la deuda de un funcionario en la cantidad de muchos millones que, según los estudios, será unos billones hoy en día (imposible poder pagar). Siendo liberado de su deuda, el funcionario busca a un compañero que le debía una pequeña cantidad (comparado a lo que debía al rey). En vez de perdonarlo y tener compasión de él por no poder pagar, lo hecha a la cárcel. Llegando a los oídos del rey, lo llamo y castigo al funcionario hasta que pudo pagar la deuda.  Imagínate la tortura que el funcionario experimento mientras estaba castigado por lo que pienso fue el resto de su vida.

Así sucede con la persona que no perdona. Esa persona vive un castigo interno que poco a poco, desgasta su vida. Y este castigo es de manos propias. El perdón solo puede ocurrir si tenemos compasión y misericordia con la intención de mejorar nuestras relaciones humanas, la cual nos lleva a la reconciliación, para tomar los medios necesarios y mejorar nuestras relaciones interpersonales a través de la comunicación, empatía y simpatía. 
 
Los seremos humanos van a hacer y decir cosas que causaran conflicto entre sus relaciones interpersonales. No es fácil pedir o aceptar perdón, pero el poder de la reconciliación, guiada por el amor a nuestro Señor Jesús, quien vivió y murió por la humanidad, nos da una oportunidad de una nueva vida, eliminando los obstáculos que puedan impedir con nuestras relaciones sanas.  Y esto, mis hermanos y hermanas, da honor y glorifica a Dios.
 

 

Paz y Bendiciones!

Rev. Alejandro Escoto

Pastor Asociado y Pastor de ICM Fundadora



 
Domingo, 13 de septiembre de 2020
24º Domingo, Tiempo Ordinario



Salmo Responsorial                               Salmo 102
Primera Lectura                                   Romanos 14: 7-9
Proclamación del Santo Evangelio         Mateo 18: 21-35


Para ver nuestros servicios en el web, favor de seguir este enlace:

 
Nuestros sitios de Facebook son:
En ingles a las 10am: Founders Metropolitan Community Church Los Angeles
En español a la 1:30pm: Iglesia Fundadora de la Comunidad Metropolitana Los Angeles
 
Pueden seguir donando a su Iglesia a través de paypal siguiendo este enlace:

Dios de muchos nombres,

Confesamos que a menudo es difícil verte en nuestro mundo de hoy. Nuestras hermanas y hermanos sufren violencia, discriminación, opresión y marginación mientras viven con miedo por sus propias vidas.

Recordamos que cada uno es creado a tu imagen, profundamente amado por ti y llamado "muy bueno", y por eso seguimos orando por justicia, para que la justicia ruede como el agua y la rectitud como una corriente que fluye constantemente.

Queremos ser sus instrumentos de paz, querido Dios, y oramos para que el ruido que hagamos en nombre de tu pueblo sea como música hermosa en tus oídos. Danos valor para estar de pie, y habiendo hecho todo para estar de pie, para seguir solidarizando con aquellos cuyas voces aún no han sido escuchadas. Danos corazones de amor cuando nos sentimos rodeados de maldad.

Danos perseverancia cuando nos cansemos. Concédenos sabiduría para hablar con eficacia, para vivir auténticamente y para ser tu presencia a los marginados y al extranjero. Sobre todo, Dios, ayúdanos a verte en la gente, en los árboles y las flores, en el agua y en el aire y en toda tu creación.

Y que todo lo que hacemos traiga semillas de paz, amor, alegría y felicidad. En el nombre de Jesús, oramos. Amén.


ORACIÓN PRESENTADA POR:

REVERENDO DR. JIM MERRITT
Director de Asuntos de Europa Oriental
del Instituto de Justicia Global


Reflexión de la Moderadora
Revda. Obispa Cecilia Eggleston,
Moderadora de las Iglesias de la Comunidad Metropolitana


1 de septiembre de 2020

 “Cuando le doy comida a los pobres,
me llaman santo. 
Cuando les pregunto por qué son pobres 
me llaman comunista”.

Esta cita es de Hélder Câmara, arzobispo brasileño, quien creía que la iglesia debería estar más cerca de la gente. Trabajaba con y para los pobres, y era un crítico declarado del régimen militar bajo el que vivía Brasil en ese momento.

Para mí, esta cita resume el llamado de ICM a la acción social y la justicia. Estamos llamados a ayudar a los necesitados, a trabajar junto a ellos y a empoderarlos para que actúen. También estamos llamados a hablar sobre la injusticia que vemos, y a pedir cuentas a quienes están en el poder y a trabajar por un cambio duradero. Al principio, cuando todos comenzamos a sentir el impacto de COVID-19 en nuestras vidas y ministerios cotidianos, hubo un fascinante seminario web organizado por la ICM San Juan en Raleigh, EE. UU. El webinar contó con un panel de pastores y miembros de ICM que fueron activistas en el apogeo de la era del VIH / SIDA en los EE. UU. Se les pidió que discutieran lo que esos tiempos podrían enseñarnos ahora, viviendo en una pandemia global. Se utilizó una frase clave, que realmente se me quedó grabada: "fe expresada como activismo".

Ya sea que se trate de celebrar un servicio religioso para el Día Mundial del SIDA, marchar bajo una pancarta de la iglesia en una marcha de “Black Lives Matter”, o cualquier cosa que hagamos para luchar por la justicia, estamos expresando nuestra fe como activismo y a través del activismo. Esto es parte de lo que significa ser ICM. Desde nuestros comienzos, el Rev. Troy Perry estuvo en las calles protestando y al pie de las escaleras de edificios gubernamentales haciendo campaña por la justicia. Tanto él como la Revda. Obispa Dra. Nancy Wilson fueron invitados a la Casa Blanca en varias ocasiones para discutir diferentes temas con el presidente de Estados Unidos y su equipo. En mi visita a Australia en febrero de este año, me reuní con políticos federales y estatales para discutir los derechos LGBTQI y plantear preocupaciones sobre legislación potencialmente dañina. Sé que muchos miembros de ICM de todo el mundo se comunican con sus políticos nacionales o locales sobre diferentes temas de justicia. Expresamos nuestra fe a través del activismo.

No todo el mundo se siente cómodo interactuando directamente con los políticos, pero podemos ejercer nuestro activismo utilizando nuestro voto. Podemos analizar las cuestiones clave que son importantes para nosotros y averiguar qué dicen las diferentes partes. Podemos alentar a quienes nos rodean a registrarse y votar. Como congregaciones, podemos comprometernos a orar, estudiar y comprender los problemas juntos, ser activos en la comunidad local y asegurarnos de que aquellos que necesitan ayuda para votar puedan ser asistidos.

El COVID-19 está afectando las elecciones en este momento y tiene el potencial de evitar que muchas personas participen. En Nueva Zelanda, la elección se pospuso de septiembre a octubre debido a un aumento en los casos de COVID-19. En los EE. UU., existe una gran preocupación sobre si los votos emitidos por correo estarán disponibles y se entregarán a tiempo para que sean válidos. Estas situaciones tienen el potencial de mostrar nuevamente las desigualdades expuestas por la pandemia. Quién puede votar también es una cuestión de justicia. Alentar a las personas a votar y ayudarlas de manera práctica a ejercer este derecho es parte de lo que significa construir una sociedad cívica, contribuir al discurso público y también es algo justo por hacer.

Votar no es la única forma de cambiar las cosas, pero si no votamos, podemos tener la seguridad de que no contará. Muchas personas en todo el mundo han muerto haciendo campaña por el derecho al voto. Dondequiera que se encuentre en el mundo, lo animo a usar su voto en oración para marcar la diferencia.
Eventos Mensuales

Convivios después del servicio dominical

 Algunos domingos podremos convivir con buena comida y buena amistad. La comida y el refresco es por un donativo y la recaudación de fondos ayudara a financiar las obras de esta su Comunidad de fe. Rev. Alejandro esta en busca de personas interesados en contribuir con comida o refrescos para los siguientes convivios mensuales. Si desean a colaborar, hablen con Rev. Alejandro. Gracias a todas las personas que han colaborado con comida y refresco en estas últimas ­­­semanas. 

Ministerios de Amor
  
Laundry Love East Hollywood, cada último miércoles


Nuestra Iglesia, Founders MCC Los Ángeles ~ ICM Fundadora Los Ángeles en colaboracion con otras Iglesias como Holy Spirit Episcocal Church y Mount Hollywood UCC esta participando en un ministerio nacional "Laundry Love" la cual ayuda familias e individuos desamparados y de bajo recursos. El ultimo miércoles de cada mes, proveeremos monedas y jabón para los que llegan. Para mayores informacion, hablen con Gev Aviles o Adrian Reyes o si desean donar dinero, jabon o proveer una mano de obra.

Ayudando a la despensa del alimento de
La Red de Esperanza (Hope Net)
La Iglesia Fundadora de la Comunidad Metropolitana
Los Ángeles
  

¿Sabía que nuestra Iglesia sostiene una despensa que distribuya alimentos a más de 100 personas cada sábado por la mañana? Es un ministerio que da alimento a la gente cuando están enfrentando momentos difíciles. Y este ministerio también está luchando porque se necesita voluntarios tanto durante la semana como los sábados. 

¿Cómo puedes ayudar? Si usted está disponible a ofrecer de su tiempo durante la semana o los los sábados durante las mañana, favor se comunicarse con Rev. Alejandro así este ministerio vital pueda continuar ayudando a la gente en necesidad. Gracias ante mano por su dedicación y amor a su comunidad.


Colección de latas de comida, jabones, lociones
  
No se olviden que también estamos recolectando latas de comida para los necesitados de nuestra comunidad. La comida que se junte será donara a La Red de Esperanza (Hope Net) la cual tiene bancos de comida por toda la Ciudad de Los Ángeles.

Ayudemos La Casa Hogar El Albergue Las Memorias
en Tijuana, México 

La Casa Hogar El Albergue Las Memorias es un hospicio donde viven aproximadamente 60 personas de bajos recursos que sufren el VIH/SIDA. En el albergue se da atenciones tanto a niños como adultos que viven con VIH/SIDA y enfermedades agregadas. Las Memorias es sostenido de donativos y la buena voluntad de la gente y el hospicio está administrado por una asociación civil que opera a través del Centro de Integración y Recuperación para Alcohólicos y Drogadictos (CIRAD). Aun así, no tiene suficientes fondos para mantener el costo de la comida, mantenimiento y demás. La mayoría de las medicinas son suministradas por el gobierno mexicano bajo la cobertura del Seguro Social. El personal que atiende, está compuesto por voluntarios. Y tienen como principal objetivo que los pacientes se integren a la sociedad y que puedan dejar de lado el estigma que por ser enfermos de SIDA y además para que puedan regresar a vivir con sus familias.  

Es por eso que La Iglesia Fundadora de la Comunidad Metropolitana Los Ángeles - Founders Metropolitan Community Church desea llegar a La Casa Hogar Cavita Alejandro & La Casa Hogar Las Memorias.


¿Cómo podamos ayudar? Cada año, registren su tarjeta de Ralphs y Food 4 Less y así un porcentaje de lo que compran sera donado a la Iglesia. 
La Iglesia se ha comprometido a donar todo lo recaudado en Ralphs a La Casa Hogar Las Memorias. 
Así, juntos podremos hacer una gran diferencia en la vida de alguno de nuestros hermanos en Tijuana.



El Instituto Garner

El Instituto ofrece un certificado de pastor laico/laica, un certificado de requerimiento mínimos conducente a la ordenación en ICM, educación continua para pastores ICM y estudios libres.
 
Para más información sobre el Instituto, comuníquense con Rev. Obispa Margarita Sánchez de León revmargaritasanchezdeleon@mccchurch.net 



 
ICM Fundora Transmite Cada Semana 
 
No pudieron llegar la semana pasada? Vea nuestros servicios e eventos especiales a través de nuestro sitio de web 24/7 días a la semana ...
 
 www.foundersmccla.org


Rev. Keith Mozingo - Moderator



Dean Coffey - Vice Moderator



Oyie Esguerra - Treasurer



Jenni Nichols - Clerk



Bob Stayton - Member



Antonio Martinez - Member



Dave Crocker - Member




Alabamos cada domingo a las 9AM, 11AM (Ingles) & 1:30PM (Español),


Los servicios dominicales se pueden ver en vivo por el internet. 
Visitarnos:

Iglesia Fundadora de la Comunidad Metropolitana Los Angeles
Founders Metropolitan Community Church Los Angeles
4607 Prospect Avenue, Los Angeles, CA 90027
323-669-3434 info@mccla.org



nuestra pagina es: