¡Aprovecha el tiempo!



Iniciamos un nuevo año y con él, la esperanza de ser mejores para alcanzar nuestras metas. 
Por esta razón quiero animarte a que empieces este año cuidando de tu tiempo para sacarle el máximo provecho. Y así, con el paso del tiempo te darás cuenta que al  enfocarnos en convertir nuestros sueños realidad y vivir la vida con buenas expectativas, vamos a promover la administración correcta del tiempo.

Pero, ¿cómo empezamos? Primero necesitaremos discernimiento de quién y qué ocupan nuestro interés dentro de nuestra mente. ¿Aquello que haces y piensas todos los días te acerca cada día más a tu meta? ¡No pierdas el tiempo! Enfócate en las cosas que añaden valor al propósito que Dios te dio en la vida.
 
Nuestra misión, propósito y metas deben fortalecerse al disciplinarnos para aprovechar las oportunidades en el momento correcto. Al hacer esto, cada momento se convierte en una oportunidad para crecer y cambiar. Debemos asegurarnos que ante cualquier circunstancia, estamos dando la mejor calidad de nuestro tiempo dedicado a avanzar en nuestras metas y propósitos que Dios nos dio. Pero antes de poder hacer esto de manera efectiva, debemos estar confiados en que nosotros mismos estamos viviendo desde una perspectiva abierta e innovadora para encontrar soluciones, en lugar de una perspectiva cerrada que nos tenga inmóviles ante nuestros sueños.

Así que, manos a la obra ¡no hay tiempo que perder cuando se trata de mejorar para alcanzar nuestras metas!



¡Feliz y próspero año 2019!  Te desea tu amigo,  Randy O. Morrison.


¡Conéctate con nosotros!